Connect with us

Otoniel Font

Nehemias Pide a Dios Exito y Gracia

Otoniel Font

Publicado

, el

Nehemías fue parte del grupo de personas que vivió el cautiverio babilónico. Cuando el rey Ciro les permite que fueran a reconstruir, Nehemías se encarga de la reconstrucción de las murallas.

En Nehemías 1, vemos el momento en que Nehemías es avisado de que aquellos que quedaron de la cautividad estaban en gran mal, y el muro de Jerusalem estaba derribado. Entonces Nehemías eleva al cielo una oración muy peculiar.

Ante un problema, ante una dificultad, ante la situación difícil que vivía el pueblo de Israel, Nehemías no oró para que Dios resolviera el problema, sino que le presenta el problema a Dios, le recuerda a Dios las palabras que él había declarado, y le dice: Dame éxito a mí.

Si tú tienes éxito, tu familia tiene éxito, y tu ciudad completa puede cambiar.

Mucha gente está orando para que Dios resuelva. Pero Dios no va a resolver de otra manera que no sea dándote éxito a ti, y dándote gracia a ti.

Hace falta personas que no solo le pidan a Dios que haga algo, sino que le digan a Dios: Envíame a mí.

Hace falta personas que no solo le pidan a Dios que haga algo, sino que le digan a Dios: Envíame a mí.

Muchas veces nos reunimos a orar para pedirle a Dios que haga las cosas. Nuestra oración debería ser: Señor, así está nuestro pueblo, está disperso, pero tú has prometido que si nosotros nos
volvemos a ti, tú nos recogerás.

No hace falta que toda la nación se vuelva a Dios, lo que hace falta es alguien que le pida a Dios: Dame éxito, y dame gracia. Y que con ese éxito, y con esa gracia que Dios le dé, resuelva el problema.

Ahora bien, tampoco nos podemos ir al otro extremo, y pedirle éxito y gracia a Dios, pero no orar. Es necesario el arrepentimiento de pecados, es necesario clamar, es necesario conocer su palabra, conocer lo que Dios ha dicho para poder reclamar como hizo Nehemías. Nehemías le citó a Dios su palabra.
¿Le puedes citar tú a Dios sus palabras?

Entre el capítulo 1 y el capítulo 2 de Nehemías pasaron cuatro meses. Nehemías pasó cuatro meses orando y ayunando, antes de comenzar la reconstrucción del muro.

Lo que necesita tu familia es que tú te encierres a orar y a ayunar, que tú le recuerdes a Dios sus palabras acerca de tu familia, y en vez de estar esperando que venga un libertador de afuera, le pidas a Dios te haga a ti el restaurador de las murallas de tu familia.

Es fácil irse a un lugar a orar para que el Señor sea quien haga algo, pero ¿qué tu vas a hacer? Pídele a Dios que te dé éxito a ti.

Tú puedes creer en que Dios te puede dar éxito, pero no te olvides de la primera parte. Porque el éxito con Dios no viene sin la primera parte, el éxito con Dios no viene sin oración. Y la oración de éxito de Nehemías no era para que Dios lo salvara a él, sino para salvar a otros. Tiene que haber un propósito, tiene que haber algo que te apasione lo suficiente para que Dios te dé éxito.

¿Qué te apasiona a ti?

Hay personas a las que nada les apasiona. Nehemías lloró porque le apasionaba Jerusalem, y quería hacer algo por restaurar aquel muro. Pero, probablemente, lo que hoy te hace llorar no es tu pasión, sino tu condición. Y tu condición es resultado de la condición de tu nación.

Por eso la oración de Nehemías era por su nación. Nehemías no estaba en la cautividad. Nehemías estaba en el palacio del rey.

Tú estás en el palacio del rey. Quizás como copero, pero estás en el palacio del rey. Desde el día que le entregaste tu vida al Señor, tú estás en el palacio del rey, donde hay vino, que representa revelación. Nehemías tenía acceso a revelación. Estás donde se mueve el vino del Espíritu Santo, estás donde está la revelación. La pregunta es: ¿Qué has aprendido? ¿Qué has recibido?

Tú piensas que tu posición es de crisis, pero no. En crisis están los que están fuera del palacio del rey. Tú estás en el palacio del rey. Has recibido palabra que ha sido declarada sobre tu vida.
Créele a Dios por un milagro que cambie tu condición.

Es pastor de las iglesias Fuente de Agua Viva en Puerto Rico y Orlando, Florida. Sus mensajes se escuchan a través de Pura Palabra Media, radio, Internet y televisión. Está casado con la Pastora Omayra Font. Actualmente, preside el Concilio de Iglesias Fuente de Agua Viva y Caguas Educational TV, que maneja la estación televisiva NCN Televisión en Puerto Rico y la emisora de radio Estación de la Familia 89.1 en Orlando, FL. Además, maneja varias empresas comerciales de venta directa y bienes raíces. El Pastor Otoniel Font es conocido por su dinámica predicación de la Palabra de Dios. Sus enseñanzas presentan principios básicos de la Palabra con la intención de exhortar y motivar al pueblo de Dios. Sus mensajes han impactado a miles de vidas en Puerto Rico, Estados Unidos y Latinoamérica, por medio de sus servicios semanales, programas de radio y televisión, transmisión a través del Internet, aportaciones a revistas y periódicos, y por sus visitas a diferentes ministerios internacionalmente. Su programa de televisión Generación Victoriosa es transmitido por la cadena Enlace y NCN Televisión llegando a millones de televidentes. Sus programas de radio “Generación Victoriosa Mediodía” por la Estación de la Familia 89.1 y “Alegría para el Alma” por Noti-Uno 630 gozan de gran popularidad entre los radioescuchas.

Continua Leyendo
Comenta el Mensaje

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook

Ultimas Predicas

Copyright © 2018 Predicas.co